Loki se traiciona a sí misma en su final de temporada

Loki se traiciona a sí misma en su final de temporada

Al igual que su personaje principal, Loki tenía mucho potencial. Es una pena que gran parte de él no se haya materializado en el final de temporada de Loki.

La serie de seis episodios se desarrolla en torno a Loki (Tom Hiddleston), uno de los personajes revelación del Universo Cinematográfico Marvel. Desde el punto de vista del personaje, Loki trata de que el personaje del título intente averiguar su lugar en el gran esquema de las cosas. En el episodio inicial, una versión de Loki que escapó tras los sucesos de Los Vengadores se enfrenta a la inevitabilidad de su propia derrota y fracaso, que culmina con su muerte a manos de Thanos (Josh Brolin) en Vengadores: Infinity War.

"Naciste para causar dolor, sufrimiento y muerte", resume Mobius (Owen Wilson), agente de la Autoridad de la Variaci√≥n Temporal, mientras acompa√Īa a Loki en su historia. "As√≠ es, as√≠ fue, as√≠ ser√°. Todo para que otros puedan alcanzar su mejor versi√≥n de s√≠ mismos". El conflicto central de la serie es la cuesti√≥n de si Loki puede o no cambiar y c√≥mo podr√≠a ser la mejor versi√≥n posible de Loki. ¬ŅPuede Loki hacerse cargo de su propia historia?

A lo largo de Loki, el personaje se enfrenta repetidamente a versiones alternativas de s√≠ mismo, incluida una variante amargada llamada Sylvie (Sophia Di Martino) que dedic√≥ su vida a acabar con la TVA que la caracterizaba como "variante" e intent√≥ borrar su existencia. En el pen√ļltimo episodio, "Viaje al misterio", Loki deambula por un p√°ramo poblado por versiones alternativas de s√≠ mismo. El nominado al Oscar Richard E. Grant interpreta a una versi√≥n que sobrevivi√≥ a Thanos en Infinity War.

El arco argumental de Loki en la serie se dirige a demostrar que puede cambiar y que puede tomar decisiones activas sobre quién quiere ser. "Puedes ser quien sea, lo que quieras ser, incluso alguien bueno", le dice Mobius a Loki en el cuarto episodio. "Por si acaso alguien te ha dicho lo contrario". Se trata de un arco de personaje básico y directo, pero también eficaz. Al fin y al cabo, la mayoría de las historias consisten en que los personajes hagan valer su propia agencia y demuestren su potencial previamente latente.

Loki se traiciona a sí misma en su final de temporada

Podría decirse que es un arco mucho más claro que el de los personajes centrales de las dos series anteriores. En WandaVision, Wanda Maximoff (Elizabeth Olsen) torturaba y esclavizaba a todo un pueblo para superar su dolor por la pérdida de Visión (Paul Bettany), solo para que el final insistiera en que sus víctimas "nunca sabrán lo que (ella) sacrificó por ellos". El Halcón y el Soldado de Invierno pasaron tanto tiempo discutiendo sobre lo que Sam Wilson (Anthony Mackie) no soportaba que le costó articular lo que creía.

Sin embargo, los temas van m√°s all√°. Loki es, en parte, una meta meditaci√≥n sobre lo que significa ser un personaje secundario atrapado en la narrativa de otra persona. Tanto en el estreno como en el final de la temporada, Loki se enfrenta a un gui√≥n literal de su di√°logo en el que se sugiere que s√≥lo es uno de "los payasos (que) est√°n interpretando sus papeles a la perfecci√≥n". ¬ŅQu√© se siente al ser un personaje de ficci√≥n atrapado en el papel de villano o de valiente alivio c√≥mico en historias construidas en torno a otros protagonistas?

Es inteligente y autoconsciente, y se convierte en una crítica a las limitaciones de cierto estilo de narración del universo compartido favorecido por Marvel Studios. Cuando Sylvie bombardea "la Línea de Tiempo Sagrada", está atacando "el canon", la versión de la continuidad compartida que cree que sólo puede haber una versión verdadera de Loki y que todas las demás tomas son irrelevantes. Es un ataque a los guardianes que vigilan ese canon como forma de afirmar el poder. Todas las historias son válidas, incluso las desviaciones del texto sagrado.

Por supuesto, esto es algo más que una inteligente interrogación posmodernista de la idea de continuidad. También es una metáfora de las mismas ideas que se cuecen a fuego lento en el Halcón y en el Soldado de Invierno sobre la centralidad y la aplicación del poder. Loki revela desde el principio que la TVA se fundó a raíz de una guerra multiversal. El episodio final revela que la TVA fue creada por el vencedor del conflicto, El Que Queda (Jonathan Majors), imponiendo su voluntad sobre el propio tiempo.

Loki se traiciona a sí misma en su final de temporada

En Loki, la historia la escribe literalmente el vencedor. La TVA opera con total impunidad, sin rendir cuentas a nadie. La institución se basa en mentiras. La mitología fundacional de la TVA, la noción de los benignos Guardianes del Tiempo, es una fachada para mantener cautivados a empleados leales como Mobius. En realidad, la TVA está poblada por variantes con el cerebro lavado y condicionadas a oprimir a otras variantes.

Con sus gigantescas estatuas y toda la palabrería sobre la "creencia", la TVA es una metáfora de la religión. Los agentes creen que los Guardianes del Tiempo están "transformando" el "fin de los tiempos" en una "utopía", del mismo modo que la mayoría de las religiones creen en la vida después de la muerte. Esto también es una mentira. "Viaje al Misterio" revela que nada existe al final del tiempo más allá de un vacío aullante. Sin embargo, Loki también presenta a la TVA como cualquier institución poderosa y sin control que opera sin supervisión o proceso debido.

En √ļltima instancia, Loki sugiere que la TVA no est√° motivada m√°s que por su propio inter√©s. "Cuando estamos ah√≠ fuera luchando por el destino de la L√≠nea de Tiempo Sagrada tambi√©n estamos luchando por esto", le dice a Mobius la juez Ravonna Renslayer (Gugu Mbatha-Raw). "Por nosotros". Ravonna se ha asegurado un amplio y lujoso despacho para ella, poblado de baratijas y reliquias. Esta conversaci√≥n tiene un eco ir√≥nico en el final, cuando una amargada Ravonna le dice a Mobius: "S√≥lo una persona tiene libre albedr√≠o. El que manda".

En un momento dado, Sylvie llega a preguntar a Ravonna por qu√© fue objeto de "poda" por parte de la TVA. ¬ŅQu√© ley ha infringido? "Debe haber sido importante", reflexiona Sylvie. "Entonces, ¬Ņqu√© fue?" Ravonna responde: "No me acuerdo". En realidad, las l√≠neas de tiempo y los individuos podados son enviados al final del tiempo, donde son alimentados por las fauces de la monstruosa Alioth, la nube sensible que guarda el castillo de El Que Queda. Hay que alimentar a la bestia. Hay que mantener el sistema.

Loki se traiciona a sí misma en su final de temporada

A trav√©s de la lente de Sylvie, Loki se hace eco del cuento de Ursula Le Guin "Los que se alejan de Omelas". Le Guin imagin√≥ una comunidad ut√≥pica construida sobre el sufrimiento de una ni√Īa inocente, invitando al lector a preguntarse si el para√≠so merec√≠a ese precio. Sylvie fue identificada como una "variante" cuando era ni√Īa y acusada de "cr√≠menes contra la Sagrada L√≠nea de Tiempo". Cualquier sistema que asesine a una ni√Īa como Sylvie sin ninguna raz√≥n de peso debe estar fundamentalmente roto y ser irreparable.

No es demasiado dif√≠cil leer Loki como una met√°fora sobre un statu quo cada vez m√°s insostenible. El apocalipsis es un motivo recurrente en Loki, con Sylvie escondi√©ndose de la TVA en varios escenarios del fin del mundo. No faltan estos acontecimientos. "Dios, es una maldita cosa tras otra, ¬Ņno?", suspira Mobius mientras intenta reducir la lista de posibles crisis. Loki comprende el sombr√≠o absurdo de una sociedad que intenta fingir que todo sigue igual ante el cataclismo.

Loki es un reflejo de Thor: Ragnarok, una película igualmente preocupada por los mitos que las civilizaciones poderosas y opresivas se cuentan a sí mismas para justificar su violencia. En cierto modo, Loki puede utilizar su marco de ciencia ficción y fantasía para exponer argumentos que el Halcón y el Soldado de Invierno nunca pudieron, para articular los temores sobre un sistema que parece cada vez más manipulado para favorecer a los que ya tienen el poder y para hablar de la creciente desilusión en el funcionamiento del mundo.

Por desgracia, el final de temporada de Loki se mantuvo demasiado fiel al espíritu de su personaje. La revelación de que El Que Queda controlaba la TVA dio lugar a un extenso volcado de información y a un clímax en el que Sylvie traicionaba a Loki, pero también desvió el foco narrativo de los aspectos más distintivos de la serie hasta ese momento. La recompensa fue sorprendentemente escasa. Mobius ni siquiera llegó a montar en una moto de agua.

Loki se traiciona a sí misma en su final de temporada

A pesar de que Loki se trataba de que el protagonista afirmara su propia agencia y demostrara que podía ser el protagonista de su propia historia, Loki tuvo muy poco que hacer en el final. Al principio, se niega a convencer a Sylvie de que no derribe una puerta. "Nunca hizo la diferencia", suspira, marcando el tono del episodio. A continuación, escucha el monólogo de He Who Remains durante unos 20 minutos, antes de intentar, sin éxito, convencer a Sylvie de que mate a He Who Remains. Fracasa estrepitosamente. No consigue nada.

Loki no sólo traiciona a su protagonista. También traiciona sus temas. El que permanece sostiene que su muerte sólo conducirá a más caos y a una iteración de este mismo bucle. La presencia de un multiverso debe conducir inevitablemente a la guerra. Después de que Sylvie mate a Quien Queda, Loki regresa a la TVA para descubrir una gigantesca estatua de Kang el Conquistador que sustituye a los Guardianes del Tiempo. El clímax de Loki sugiere que la resolución de este arco no será un abrazo al potencial de un multiverso diverso y rico, sino una restauración de una "Línea de Tiempo Sagrada" ligeramente diferente y contenida.

De forma más inquietante, El que Queda sostiene que la destrucción de la TVA debe conducir a algo peor. "Puede que odies al dictador, pero algo mucho peor va a llenar ese vacío si lo depones", advierte a Sylvie. Loki le cree intuitivamente y repite la advertencia a Sylvie. Aparentemente, el que queda "puede ser un bastardo, pero es nuestro bastardo". Por otra parte, podría decirse que esto está en consonancia con la filosofía general del Universo Cinematográfico Marvel que trata el poder como un fin en sí mismo.

El final presenta el asesinato de Sylvie de El que Queda como un grave error y un acto monstruoso, que puede haber roto el propio universo. Sin embargo, es dif√≠cil imaginar que Sylvie tuviera alguna alternativa. En su episodio final, Loki parece decidir que tal vez el asesinato de un ni√Īo inocente ser√≠a un peque√Īo precio a pagar por el mantenimiento del statu quo. Es un giro brusco a la izquierda que se aleja de las ideas m√°s provocativas que impulsaron la temporada hasta ese punto.

Para un espect√°culo sobre el Dios de la Travesura, Loki estaba finalmente demasiado aterrorizado para romper las reglas.

Categorías:

¬ŅTe gusta? ¬°Punt√ļalo!

6 votos

Noticias relacionadas